Cargando

Escribe para buscar

Compratir

Woody Allen, fiel a su cita anual, presenta su película número 45, “Wonder Wheel”, drama ambientado en el Coney Island de los años 50.

Wonder Wheel
2017 © Gravier Productions
Título original Wonder Wheel
Año 2017
Duración 101 min.
País Estados Unidos
Director Woody Allen
Guión Woody Allen
Reparto Kate Winslet,
Justin Timberlake,
Juno Temple,
James Belushi,
Max Casella,
Michael Zegarski,
Tony Sirico,
Marko Caka,
Jack Gore,
Dominic Albano,
Evin Cross,
Debi Mazar,
Brittini Schreiber,
Geneva Carr,
Steve Schirripa,
Matthew Maher
Productora Gravier Productions / Amazon Studios
Género Drama

Expectativas

No soy gran seguidor de Woody Allen, pero es un director que solo con su nombre lleva gente a las salas. En esta ocasión vuelve a ambientar su película en Coney Island, parque de atracciones de Brooklyn, lugar muy presente en toda su obra.

Análisis

La narración de Mickey (Justin Timberlake), un socorrista de Coney Island y aspirante a dramaturgo, nos introduce en la película. Su historia, que tiene lugar en durante los años 50, habla de una familia cuya vivienda está llena de melodrama en medio del olor a algodón de azúcar y el ruido de las atracciones de Coney Island.

La familia la conforman Ginny (Kate Winslet) mujer de mediana edad que una vez soñó con ser actriz, pero la triste realidad es que es una camarera en un antro de almejas, y la única actuación que puede hacer es la de fingir que no está allí.

Ginny comparte casa con su marido Humpty (Jim Belushi), un feriante que tiene problemas para mantenerse alejado del alcohol, y su hijo preadolescente, Richie (Jack Gore), que se ha acostumbrado a prender fuego a todo lo que se le pasa por la cabeza cuando no está en el cine o huyendo de su padrastro Humpty. La situación sólo empeora cuando la hija de Humpty, Carolina (Juno Temple), aparece para esconderse de los mafiosos que la persiguen.

Wonder Wheel
2017 © Gravier Productions

Mickey se revela como algo más que el narrador de la historia, ya que forma parte de la nube tormentosa que persigue a Ginny.

Nos encontramos ante un drama que encuentra al director-escritor Woody Allen explorando las posibilidades del melodrama teatral. La mezcla de géneros que se pueden percibir le resta esa brillantez que puede verse en sus trabajos más enfocados.

El estilo teatral parece responder a algún tipo de estrategia para distanciar al espectador de los personajes, para que este pueda asimilar el mensaje de la película en su totalidad.

La ambientación y el diseño de producción vuelven a estar en un lugar destacado, como ya pasaba en “Café Society”.

Wonder Wheel
2017 © Gravier Productions

Pero lo más diferente de “Wonder Wheel” es el trato del color como elemento narrativo, utilizando los diferentes tonos de las luces de la feria para acentuar las emociones que se plasman en el personaje interpretado por Kate Winslet.

Y es Winslet la razón principal para ver “Wonder Wheel”.

Aunque su planteamiento de inicio, con Justin Timberlake como narrador, nos engaña, puesto que hace pensar que su personaje será un elemento externo al núcleo del film, y no es así. El y Juno Temple realizan un trabajo digno de mención.

Pero como decía, la atención se centra principalmente en Kate Winslet en el papel de Ginny, en una actuación que está generando ruido de cara a los Oscars.

Conclusiones

No creo que “Wonder Wheel” sea una obra maestra ni tampoco un desastre, al igual que un paseo por un parque de atracciones añejo, es entretenida, pero un tanto mediocre que parece apuntar que el cierre del parque de Woody Allen se va acercando.

Lo Mejor
  • La fotografía.
  • Kate Winslet.
Lo Peor
  • Exceso de teatralidad.
  • Los mafiosos.
Tags

Deja un comentario